Inauguración de la Temporada Taurina en el Real de San Carlos

La Argentina 10-1-1910Artículos periodísticos de las corridas de toros en el Real de San Carlos, Colonia del Sacramento, incluidos en un Álbum de Recortes del Real de San Carlos, Colección del Museo Municipal, Sistema de Museos de Colonia. Fotografías de los artículos y su transcripción total o parcial.

“La Argentina 10-1-1910”

“Inauguración de la Temporada Taurina en el Real de San Carlos - Enorme Concurrencia - Deficiencia de Organización”

“En la tarde de ayer se inauguró la temporada de corridas de toros en el Real de San Carlos.

Sinceros, como siempre, no podemos dejar de consignar las serias deficiencias que se han notado. La empresa se excusa manifestando que ellas son inherentes á la primera corrida y promete subsanarlas en las próximas. Es de desear que así sea. De otro modo, es casi seguro que la gran animación evidentemente despertada en gran parte de nuestro público, decaiga por completo.

La Corrida de toros ha estado notable. Naturalmente, Bombita recogió merecidos aplausos por sus habilidades. Jugó con los toros, realizando toda clase de suertes, luciéndose especialmente en el banderillear, con banderillas de lujo. Al quinto toro, que indudablemente fue el mejor de la tarde, le colocó un par cambiado, que le valió numerosísimos aplausos. Bombita Chico, estuvo igualmente á la altura de sus antecedentes. No desmereció mayormente de su hermano, ni en agilidad, ni en destreza, ni mucho menos en elegancia. Los dos hermanos torearos “al alimón” y al terminar la suerte se hincaron de rodillas frente al toro, echándole arena en el hocico. Al cambiar el tercio, ambos hermanos volvieron á banderillar, recogiendo nuevos aplausos.

[…] El entusiasmo del público ha sido enorme. No menos de siete mil personas llenaban la plaza, aplaudiendo cada suerte y en especial á los hermanos Torres, que fueron los héroes de la tarde. Se lidiaron siete toros de la ganadería González Nadín. Salvo el quinto y el séptimo, resultaron todos mansos y muy quedados. Por esas circunstancias de la ganadería, muchas de las suertes se deslucieron.

Pasemos ahora á la organización. Ha sido mala. Un detalle basta para demostrarlo: el vapor Colonia llegó á Buenos Aires á la una y media de la madrugada del día de hoy, habiendo salido en la tarde á las siete y media del Real de San Carlos.

Aunque no con tanta tardanza, los otros cuatro vapores, París, Buenos Aires, Rivadavia y Tritón, llegaron también bastante tarde.

El Colonia tuvo muchas peripecias. Dos horas después de haber salido de la Colonia, se le rompió el timón. Este hecho hizo que su marcha fuese lenta. El servicio de bar no estuvo del todo correcto y los precios un tanto elevados.

Tal á sido, a grandes rasgos, el diseño de la primera corrida de la temporada en el Real de San Carlos. La fiesta taurina ha dejado un grato recuerdo en todos los presentes; pero el entusiasmo ha decaído notablemente en mucho de los espectadores, como consecuencia de las deficiencias de organización. Los señalamos, á fin de que la empresa los corrija en la próxima, realizando para entonces las mejoras que ha prometido.

Hubiéramos deseado hacer una crónica más extensa de la corrida. Pero á nuestros cronistas a tocado precisamente la poca suerte de embarcarse en el Colonia, llegando á la redacción en momento en que no es posible extenderse en una crónica detallada que reservamos para la corrida del próximo domingo.”